Saltar al contenido

Tienda Online Especializada en Artículos para Ancianos

En esta página web te mostramos todo tipo de complementos para las personas mayores a mejores precios. Te invitamos a explorar la tienda y encontrar las mejores precios de lo que te interesa para tus abuelos, bisabuelos o cualquier persona avanzada que necesita ayuda.

¿Qué estás buscando?

Como todas las edades de la vida, hay que tomar conciencia de sus limitaciones y las ventajas que se adquieren en estos años dorados. Y siempre es bueno estar prevenido para que cuando llegue podamos disfrutar al máximo.

Los años dorados es una etapa maravillosa donde se disfruta cada momento con la experiencia vivida. A partir de los 65 años las cosas se ven y se sienten diferentes. Las expectativas cambian y es posible que se necesite ayuda para seguir realizando las tareas cotidianas.

Cuidados que se necesitan

Sin lugar a dudas, llegar a la tercera edad es un lujo, pero debes prepararte desde mucho puntos de vista. Uno de los aspectos que se deben tomar en cuenta con mucho interés y dedicación, es el que se refiere a los cuidados y atenciones que son necesarias.

Pero no hay que esperar llegar a la longeva edad para tomar las previsiones necesarias. La vida de juventud te permite lograr muchas metas, pero mientras se transita por los años mozos, hay que tener atención a la manera de alimentarse y ejercitarse.

Una buena alimentación, no solo asegura un presente saludable, sino que le permite a las células una regeneración activa. Y recuerda que células activas, le proporciona a los tejidos, órganos y todos los sistemas, que funcionen correctamente.

También es importante realizar ejercicios con regularidad, para que los músculos se mantengan sanos, y el sistema cardiovascular se fortalezca. Una vida sana desde la juventud es una mayor garantía para una vejez más plena.
Pero cuando llegas a la edad de oro es importante que tomes en cuenta lo siguiente:

  • Nunca olvides tu chequeo de rutina: Cuando se llega a una edad avanzada es posible que se deba diversificar los especialistas a quien se consulta. También es probable que se deba incrementar la frecuencia con la que se consulta. Solo hay que recordar que la salud es la base del bienestar general.

También es importante tener a la mano los teléfonos de los especialistas a los que se consulta con frecuencia, y por supuesto, el del médico de cabecera.

  • Toma los medicamentos indicados: Las indicaciones médicas y los medicamentos son de vital importancia para mantener tu buen estado de salud. A esta edad es posible que las píldoras que ingieras sean mayor a las que acostumbras, pero hay que tomarlas al pie de la letra.

Para que sea más sencillo recordar las píldoras que debes ingerir, puedes ayudarte con organizador especialmente para ellas. Coloca una alarma en el teléfono o escribe recordatorios para que no falles en el tratamiento.

Es posible que la experiencia de vida a esta edad, lleve a considerar algunas alternativas de tratamiento, pero antes de emplearlas, es conveniente que se consulte con el médico tratante.

  • Realiza una rutina de ejercicio: Los ejercicios y la actividad física es muy importante en esta etapa de la vida. Mantener los músculos y las articulaciones en movimiento, disminuirán los dolores, elevará las endorfinas y ayudará a mantener la salud cardiovascular.

Solo debes tener en cuenta que la rutina de ejercicio que realices, este acorde a las condiciones físicas que tengas en ese momento. Por eso es importante que antes de iniciarla, se consulte con el especialista, y así evitar cualquier complicación.

Otra opción que se puede considerar, es buscar grupos de amigos o compañeros de la misma edad, para que la rutina de ejercicio que se realice sea amena.

  • Las actividades de esparcimiento es importante: Es posible que a esa edad ya la se esté disfrutando del retiro que se ha programado o que la actividad laboral haya disminuido. Todo esto indica que se dispone de mayor tiempo libre del que se acostumbra.

Por esa razón es importante reestructurar los horarios de manera que se logre realizar actividades recreativas que permitan que la mente se mantenga activa. Viajar, realizar paseos largos, visitar amigos, es una manera de dar una orientación positiva a los años dorados.

Y en esta etapa de la vida, se disfruta de muchas ventajas como descuentos en pasajes, prioridad de pase. Esos privilegios se han ganado, así que hay que disfrutarlos.

  • Adecua los espacios: Ser adulto es una etapa más de la vida en la que se debe tomar ciertas precauciones para hacer la vida más sencilla. Dependiendo de las condiciones físicas se hará necesario contar con más o menos accesorios que puedan facilitar las actividades cotidianas.

Pero no solo los accesorios pueden ayudar, también pueden realizarse acomodos en los espacios, de manera que la movilidad y las tareas diarias sean más sencillas. Colocar de manera accesible los objetos que se usa de manera frecuente, es una opción válida para hacer más fácil la vida en esta etapa.

  • No descuides la alimentación: Estar bien alimentado es fundamental cuando se es adulto mayor. Se debe recordar que el metabolismo cambia, es más lento, por lo que la comida debe estar acorde a esta realidad.

También hay necesidad de nutrientes específicos que puedes ingerir no solo de los alimentos, sino también de suplementos alimenticios. En cualquier caso, recuerda que cada persona es particular, y antes de incorporar suplementos a la alimentación, es conveniente consultar con el médico.

Pero en definitiva, alimentos ricos en grasas, o que requiera mayor esfuerzo para la digestión, no son muy convenientes.

  • Usa la ropa adecuada: Cuando se disfruta de los años dorados, debemos tomar en cuenta el tipo de ropa que se usa. Esto no quiere decir que no se tenga en cuenta la moda, sino que se considere indumentarias más cómodas.

La ropa ajustada ya no es una opción muy popular en esta etapa de la vida. Igualmente zapatos los zapatos de tacón alto se van desplazando por modelos que proporcionen mayor estabilidad sin descuidar la elegancia.

Por otra parte, hay condiciones que van apareciendo con los años y que pueden ser motivo de preocupación por parte de los mayores. Es el caso de la incontinencia. Pero la ciencia se ha puesto al servicio de la industria textil, creando prendas que permite disfrutar la vida plenamente.

  • La vida en pareja: Es posible que este tema sea de mayor tabú y preocupación para los adultos mayores. Con los años es posible que exista inhibición en este tema, o que el deseo disminuya. Pero existen alternativas que permiten llevar una vida sexual plena.

En todo caso, es importante consultar con el médico especialista para que evalúen las alternativas.

Atención de las personas mayores

Ser adulto no es una enfermedad, ni tampoco debe ser considerada una carga o problema; es simplemente una etapa más de la vida en la cual es posible necesitar cuidados muy particulares.

La gente mayor en general deben tener cuidados específicos en cuanto a sus medicamentos, alimentación y el ambiente en general. Pero dependiendo de su condición de dependencia o autonomía, es posible que se requiera maniobras especiales, o un acompañamiento particular.

Lo importante en cualquiera de los casos es que las personas adultas tengan:

  • Acompañamiento físico: las personas ancianas autovalente tienen mayor autonomía, pero igual deben contar con apoyo de algunas acciones que pueden ser asistida por familiares o sus acompañantes.

Los mayores que deben tener mayor acompañamiento, es necesario contar con la ayuda de equipos y personal especializados. El mover, trasladar y realizar tareas cotidianas de este tipo de ancianos, requiere no solo la fuerza, sino la técnica especial.

  • Acompañamiento emocional: La atención de los ancianos debe ser integral. Su alimentación es importante, y su actividad física también, pero el apoyo emocional es un aspecto que no se debe dejar de lado.

Independientemente que la persona de edad avanzada esté al cuidado de su grupo familiar, sea atendido en su propio ambiente, o esté en una institución especializada, es importante no descuidar este aspecto.

  • Acompañamiento a los familiares: Los familiares de los ancianos también deben tener un apoyo o acompañamiento por parte de un personal especializado. Hay situaciones que las personas de tercera edad, sobre todo cuando son convalecientes, exigen mayor atención y los familiares se agotan.
    En estos casos, es importante contar con grupos de apoyo y la ayuda para que el cuidador o familiar pueda tener ratos de relax y esparcimiento, que ayuden a reforzar su condición física y emocional.